Con el objetivo de garantizar la seguridad en el Estadio Azteca durante la celebración de la final de ida de la Liga MX, el gobierno capitalino implementará un operativo de seguridad con más de cinco mil policías.

Al respecto, la Secretaría de Seguridad Pública de Ciudad de México señaló que desplegarán a la Policía Auxiliar al interior del estadio, mientras que en las inmediaciones del mismo se encontrarán policías sectoriales.

Asimismo, funcionarios de la secretaría se reunieron con las barras de ambos equipos para evitar actos de agresión o incidentes violentos, y se organizaron los ingresos y salidas al Azteca para evitar en lo posible que las porras se encuentren en algún punto.

Jesús Orta, secretario de Seguridad Ciudadana, señaló que los policías no contarán con toletes, sin embargo, podrían utilizar escudos para delimitar a los contingentes y para protegerse en caso de que las cosas se salgan de control.

Con información de Milenio